El control de alimentos es una forma de gestionar los riesgos de seguridad alimentaria. Los procedimientos de gestión de la inocuidad de los alimentos deben basarse en principios y normas bien establecidas y ofrecidas por expertos en el área.

Si cuentas con una industria dedicada a los alimentos es necesario que tomes en cuenta estas consideraciones acerca de la seguridad alimentaria:

  • Analiza lo que haces en tu negocio, lo que podría salir mal y los riesgos para la seguridad alimentaria
  • Identificar los puntos críticos de control en las áreas en las que una empresa debe enfocarse para garantizar que esos riesgos se eliminen o reduzcan a niveles seguros
  • Decide qué acción debe tomar si algo sale mal
  • Asegúrate de que tus procedimientos se sigan al pie de la letra y funcionen
  • Es importante contar con procedimientos de gestión de seguridad alimentaria que sean apropiados para tu negocio.

Existen tres tipos principales de riesgos para la seguridad alimentaria:

  • Microbiológico: involucra bacterias dañinas
  • Químico: que implica contaminación química
  • Físico: involucra objetos que entran en la comida

Imagina el daño que causarías en tus consumidores si no pones atención en estas importantes áreas de tu seguridad alimentaria. Por eso te recomendamos que tengas en cuenta los servicios de Ingeniería en los Sistemas de Tratamientos de Aguas Sa de Cv y dejes en manos de expertos el control de calidad de los procesos que usas en la fabricación de tus alimentos.